Los problemas y desgracias después del matrimonio

– Querido, cuando nos casemos, compartiré contigo todas tus desgracias y problemas.
– ¡Pero si no tengo!
– He dicho ‘después’ de que nos casemos.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestShare on LinkedInShare on TumblrEmail this to someonePrint this page

Comentar

Comentarios